Curiosidades tecnológicas, cuentos cortos para adultos, libros de cuentos . Escríbenos a:
cuentistasdegotiasan@gmail.com

(753) LOS BEBÉS SABEN CUANDO FINGIMOS


www.tendencias21.net
Con sólo 18 meses son capaces de distinguir la veracidad 
o la falsedad de nuestras expresiones emocionales, revela un estudio

Sonreír para ocultar una experiencia negativa a los niños no es eficiente, porque ellos son capaces de captar a partir de tan sólo los 18 meses de edad, lo que de verdad sentimos, ha revelado un estudio.
¿Cómo lo hacen? Relacionando las situaciones o eventos con el tipo de emoción que éstos generan.
Esta capacidad tiene un sentido evolutivo, pues permite desenvolverse más eficientemente en los entornos sociales.

Si nos sentimos felices podemos, por ejemplo, aplaudir. Este acto sirve para que los bebés comprendan nuestra emoción.
Pero, ¿qué pasa si no nos sentimos felices y, a pesar de ello, aplaudimos?
¿Notarán los pequeños que no se corresponde nuestra reacción con nuestros sentimientos? Según una nueva investigación, sí, y con sólo 18 meses de edad.

Publicado en Infancy, la revista oficial de la International Society on Infant Studies, el estudio ha sido realizado por dos psicólogas e investigadoras de la Universidad Concordia de Canadá llamadas Sabrina Chiarella y Diane Poulin-Dubois.

En él se ha demostrado que los bebés pueden detectar si las emociones de una persona están justificadas, en un contexto particular dado. Es decir, que los bebés entienden cómo el significado de una experiencia está directamente relacionado con las expresiones que hacemos a continuación.

Las implicaciones de este hallazgo serían significativas, sobre todo para los cuidadores.

"Nuestra investigación muestra que los bebés no pueden ser engañados, por ejemplo, para que crean que algo que causa dolor producirá placer. Los adultos a menudo tratan de proteger a los niños del peligro, poniendo una cara feliz tras una experiencia negativa. Pero los bebés saben la verdad: con 18 meses ya pueden entender de manera implícita que las emociones están vinculadas a determinados eventos", explica Poulin-Dubois en un comunicado de dicha Universidad.


Empatizan con la verdad
Para llevar a cabo el estudio, las científicas reunieron a 92 bebés de 15 y de 18 meses.
En un laboratorio, los pequeños observaron a un actor sometido a varias situaciones, expresando emociones coincidentes o no con ellas.
Por ejemplo, en una ocasión, el actor mostró una emoción no coherente (se mostró triste cuando se le presentó un juguete deseado); y en otra expresó dolor cuando se hizo como que se le hacía daño en el dedo.

A los 15 meses, los bebés fueron capaces de diferenciar la veracidad o la falsedad de las reacciones del actor en relación a los eventos, y mostraron empatía hacia todas las caras tristes a través de sus propias expresiones faciales.

Este resultado indica que la comprensión de la relación entre una expresión facial tras una experiencia emocional determinada, es una capacidad que no está desarrollada en esta etapa.

Sin embargo, a los 18 meses, los bebés ya detectaron claramente la discordancia entre las expresiones faciales y las situaciones.
Esto se notó en que pasaron más tiempo observando la cara del actor y en que miraron más a menudo a sus cuidadores, buscando la “opinión” de éstos sobre lo que estaba pasando, para averiguar si podían fiarse de la expresión del actor.

Además, los niños de esa edad mostraron empatía con el actor sólo cuando su cara de tristeza estaba realmente justificada, esto es, cuando estaba apenado o sentía dolor en consonancia con el evento presentado.


Una ventaja evolutiva
Los niños desarrollan temprano su capacidad para distinguir bien las emociones ajenas por razones evolutivas. Explica Chiarella: "Para desenvolverse de manera efectiva en el mundo social, los pequeños necesitan desarrollar la capacidad de comprender los comportamientos de los demás, a través de la deducción de lo que les sucede internamente”.

Las investigadoras van a analizar a continuación si el hecho de que los niños estén expuestos a una persona emocionalmente poco fiable puede afectar a su voluntad de ayudar a esa persona o de aprender de ella.

Referencia bibliográfica:
Sabrina S. Chiarella, Diane Poulin-Dubois. Cry Babies and Pollyannas: Infants Can Detect Unjustified Emotional Reactions. Infancy (2013). DOI: 10.1111/infa.12028.

(752) LA MUERTE DE LA PRIVACIDAD EN LA OFICINA

Lucy Kellaway
Columnista del Financial Times, especial para la BBC

La sala de redacción de la BBC debe ser una de las oficinas más escudriñadas en todo el país. Es un espacio abierto, los escritorios están en filas y hay un mar de personas mirando embobadas a pantallas de computadoras.
Es más o menos como mi propia oficina. Con una diferencia: en la mía, que también es un espacio abierto, si estoy en mi escritorio haciendo una oferta en eBay, sólo corro el riesgo de que mi jefe esté fisgoneando desde detrás.

En la BBC, el riesgo es que te vean 10 millones de personas que hayan sintonizado las noticias. Por eso hay un veto sobre las chaquetas fluorescentes y la gente sólo puede ir al baño siguiendo una ruta determinada.

Al mirarlos, uno se pregunta: ¿tiene sentido que trabajemos todos así, amontonados de esta manera?


En Reino Unido, la mayor parte de las oficinas de comienzos del siglo XIX estaba en un sótano húmedo o en áticos con corrientes de aire, donde los trabajadores contraían dolor de espalda.
Pero para finales de ese siglo, comenzaron a aparecer oficinas gigantescas que giraban en torno a algo nuevo: el poder.
Desde fuera, la gran escala representaba la fuerza de la empresa, pero por dentro también se trataba del poder. Aquellos que lo tenían recibían un despacho privado, y los que no, estaban en el espacio abierto.


Para c ontrolarlos mejor
Los periodistas en redacciones abiertas pueden ser vistos por millones de espectadores.
El primer edificio de oficinas moderno fue el de la Larkin Administration, inaugurado en 1906 en Nueva York. Diseñado por Frank Lloyd Wright, estaba basado en el plano de una fábrica de espacio abierto, con un atrio gigante y muy pocas paredes.

"Lloyd Wright estaba interesado en crear grandes espacios al estilo de las catedrales por motivos estéticos", explica Jeremy Myerson, profesor de diseño en el Royal College of Art.
"Pero en realidad era muy útil para los directivos porque no tener paredes significaba que podían supervisar a los trabajadores en este espacio abierto y vigilarlos. Se trataba de ejercer el control".

Se prohibía hablar en el espacio de la oficina y en las paredes se escribían eslóganes motivacionales.
"El trabajo honesto no necesita patrón", decía uno, que supongo sería una versión temprana de los eslóganes modernos en los que se fomenta el trabajo en equipo.
Pero dichas exhortaciones no eran más efectivas entonces de lo que lo son ahora, al menos no impidieron que la empresa de jabones Larkin quebrara en los años cuarenta.


Estrategias del poder
Pero también entre aquellos que tenían despachos privados, había maneras de aplicar la jerarquía.

Placeres e inconvenientes del espacio abierto
Pueden ser ruidosas y distractoras o depresivamente silenciosas, y los roces con los compañeros están garantizados, por lo que es difícil entender por qué se insiste en obligar a la gente a trabajar en oficinas de espacios abiertos.

Un estudio de 2009 publicado en la revista de salud Asia-Pacific Journal of Health Management constató que el 90 % de los estudios sobre oficinas de espacio abierto las asociaba con problemas de salud como el estrés y una alta presión arterial.
En el borde, donde estaban las ventanas, se sentaban los directivos. Cuanto más importante el directivo, mejor la vista.

"En una empresa típica, al jefe le dan un despacho en la esquina con la mejor vista. Las oficinas de sus subordinados se ramifican desde la esquina en un nivel descendiente según el rango. Estar cerca de los poderosos es una prueba de estatus", escribió el crítico social estadounidense, Vance Packard, en 1959.
"Los escritorios también están típicamente divididos por rango. La caoba supera al nogal, y el nogal supera al roble", añadió.

Pero no sólo es cuestión de tamaño. Los directivos verdaderamente importantes tenían oficinas más caseras, para distanciarlas de cualquier señal real de trabajo.
Y el objetivo de la oficina no era sólo impresionar a las visitas, sino también ponerlas en una ligera desventaja.

Un directivo le explicó así el diseño de su despacho al experto en eficacia, Lee Galloway, en 1913:
La organización de los despachos refleja la jerarquía en una empresa.
"Cuando un vendedor llega, le pido que se siente de frente a la ventana. Como la luz le da directamente en la cara, puedo interpretar los mensajes sutiles de sus ojos y su expresión facial.
"Por otro lado, si estoy intentando venderle algo a una visita, le cedo la silla cerca de la calefacción. El visitante puede mirarme a la cara, que está en plena luz, y así le sumo a mis poderes de persuasión la influencia de mi expresión facial".

El magnate de Hollywood, Harry Cohn, insistía en mantener su enorme mesa semicircular sobre una plataforma a 9 metros exactos de la puerta. "Para el momento en que llegan a mi mesa", dijo, "están vencidos".

A veces he sido objeto de este tipo de truco. Recuerdo haber ido a visitar a Lord Weinstock, el presidente de la empresa General Electric, en los años 80 y haberlo encontrado sentado bajo una inmensa luz sobre su despacho, mientras yo estaba sentada en la oscuridad.


Espacio único para todos
La estrategia opuesta era, por supuesto, desmantelar las oficinas por completo y hacer que el jefe trabajara con los demás.

En la década de los 60, los alemanes fueron pioneros en esta idea como parte de una reacción general en contra de la jerarquía. El nuevo movimiento se llamaba Burolandschaft, que significa paisaje de oficina.
Se eliminaron las disposiciones reglamentadas y el silencio obligatorio, y llegaron numerosas macetas con plantas y la idea de que todos podían hablar con todos. Pero la jerarquía no fue fácilmente despachada.

El arquitecto Francis Duffy describió su visita a una persona importante en una oficina de este tipo: "Se hace evidente que él tiene cierta importancia por el hecho de que tiene más espacio y mejores equipos que su plantilla", dijo.
"Pero aún así, ocupa su lugar en el espacio abierto, así como lo hace el director ejecutivo. En su oficina, nadie grita, incluso los teléfonos han perdido su tono estridente".


Llegada y declive de los c ubículos
El sistema de cubículos está de retirada.
Mientras tanto, en Estados Unidos estaban lejos de sacar al jefe de su despacho en una esquina, pero empezaron a darse cuenta de que las oficinas al estilo de las fábricas tenían su lado negativo.

En la década de los 60, Herman Miller, fabricante de mobiliario de oficina, contrató a un profesor de bellas artes llamado Robert Propst para que, cuaderno en mano, fuera haciéndole preguntas a miles de trabajadores de oficina.
Las preguntas eran del tipo:
  • "¿Qué porcentaje de su jornada laboral pasa en las siguientes posturas: sentado/de pie/caminando/en posición supina/durmiendo/otra?" y
  • "¿puede dormir una siesta en su oficina sin pasar vergüenza?".
No quedó impresionado con lo que averiguó.
"Estamos atrapados en un juego de continuos saludos estúpidos", decía una respuesta.
"No podemos evitar estar expuestos, vemos a todo el mundo pasar. Podemos ver a la misma persona pasar 30 veces. ¿Qué hacer? ¿gastar tiempo en un acto de reconocimiento cada vez que una persona pasa al lado? Acabas distraído e irritado por este exceso de exposición".


De camas a escritorios "calientes"
"Mesas calientes" hace referencia a la idea de que los empleados no retienen un escritorio fijo en una oficina y es parte clave de la movida de las organizaciones hacia lugares de trabajo más baratos y flexibles. Cuanto más trabajen desde casa los empleados, más podrán las organizaciones empequeñecer sus oficinas para acoger sólo al número de personas que están allí cada día.

Según Franklin Becker, psicólogo social en Cornell University, la idea se originó en la marina. En un barco hay muchas menos literas que marinos. Cuando un marino terminaba su turno, se acostaba en la cama que recién había sido liberada, y todavía estaba cálida. O quizá, si el ocupante previo tenía fiebre, caliente.
En Estados Unidos, el término no se percibe como muy atractivo. Cada vez se utiliza más la expresión "hotelling" en lugar de mesas calientes.

Su solución fue la "oficina en acción", un sistema por el que se podía personalizar el mobiliario individualmente. Uno de sus elementos era algo que afectaría a los trabajadores estadounidenses durante las siguientes tres décadas: las mamparas.
Las empresas de EE.UU. se volvieron locas de entusiasmo: en parte porque las mamparas desgravaban impuestos después de siete años, en lugar de los 30 de las paredes, y así nació la idea del cubículo. La cotización de las acciones de Herman Miller se multiplicó por 40.
"Combinaba la alienación de los despachos privados con un tedio similar al de escuchar a la gente en una parada de autobús", añade Jeremy Myerson.

Y por tanto ahora hemos vuelto a los espacios abiertos. Nadie en Estados Unidos construye cubículos y en Reino Unido realmente nunca lo hicieron. Se ha vuelto a las filas de escritorios, donde si alguien quiere privacidad, usa los audífonos.
A menudo, el empleado no tiene ni siquiera un escritorio propio, lo tiene que compartir. El fenómeno de los "escritorios-calientes" es una idea desagradable con un nombre detestable.
Por supuesto, la razón principal por la que las empresas adoran los espacios abiertos es que es más barato.
Pero también porque seguimos con la idea de que es esencial poder vernos los unos a los otros. Si se colocan paredes, están hechas de vidrio, así que no hay cómo esconderse.

Si quiere tener una conversación privada en el trabajo, es mejor tenerla en un espacio público, como la escalera o la cafetería, en lugar de hacerlo en la pecera en la que se ha convertido la oficina.

Hay algo cómico si se piensa que en las primeras oficinas de espacios abiertos se suponía que la gente iba a hablar lo menos posible. Ahora nos hemos ido al otro extremo y se espera que hablemos los unos con los otros el máximo posible.

Pero quizá deberíamos ser recelosos a la hora de buscar el diseño perfecto para las oficinas.
Como C. Northcote Parkinson señaló en los años 50: "El diseño perfecto sólo la consigue una institución al borde del colapso".

Amistades antiguas, amistades recientes

 
Una nueva amistad, puede cambiar la vida de una vieja amistad. Cuento de Iris Herrera de Milano
narrado por ella. Técnico: Alfredo. Click aquí o en el dibujo para oir el cuento.
Click aquí para descargar o leer la versión escrita.

"ASÍ OPINO YO" -- Recopilación de artículos

Diez artículos sobre circunstancias de la vida cotidiana de cualquier persona, con algunas orientaciones acerca de cómo comprenderlas y sugerencias para resolverlas. 
Siempre tomando en cuenta que:   “en todo momento, depende de usted”



(751) UN 5 % DE NIÑOS DE ONCE AÑOS QUEDA CON DESCONOCIDOS A TRAVÉS DE INTERNET

www.tendencias21.net
Carlos Gómez Abajo


Los niños de 10 a 12 años asumen muchos riesgos en su uso de Internet, según un estudio de la Universidad Pública de Navarra, y, por ejemplo, el 5,% de ellos queda físicamente con desconocidos a quienes han contactado en la red.
Por su parte, los adolescentes de entre 12 y 15 años no conocen tan bien como dicen los peligros de Internet, según otro estudio, en este caso de la Universidad de Málaga y la Pontificia Universidad Javeriana de Colombia.

Los niños y adolescentes no son conscientes de los riesgos 
que corren en las redes sociales e Internet en general, según dos estudios
Imagen: Franco Bouly. Fuente: Flickr.


Itziar Irazabal Zuazua, diplomada en Magisterio y licenciada en Psicología, ha estudiado el uso que los preadolescentes hacen de Internet y de las redes sociales.
Según expone en su tesis doctoral, leída en la Universidad Pública de Navarra -UPNA, “se han encontrado algunos comportamientos que suponen una clara señal de alarma. A pesar de tratarse de chicos y chicas de en torno a 11 años, aproximadamente uno de cada diez se relaciona con amigos virtuales que no conoce y en el 5,6 % de los casos han llegado a quedar físicamente con desconocidos”.

Para llevar a cabo su investigación, señala la nota de prensa de la Universidad, Itziar Irazabal puso en marcha en diferentes colegios navarros un programa de prevención dirigido a los alumnos de 6º de Educación Primaria. En total, participaron 364 preadolescentes de entre 10 y 12 años.

Durante la fase de evaluación se recogió información sobre:
  • las características demográficas,
  • los hábitos de uso de Internet, y
  • los comportamientos que los alumnos desarrollaban en la Red.
Posteriormente, se impartieron sesiones de formación y se realizaron dos nuevas evaluaciones —una, inmediatamente después de las sesiones y otra, a los seis meses— para comprobar qué habían aprendido los alumnos.

El uso de Internet era masivo entre los preadolescentes estudiados, que por término medio pasan una hora al día conectados a la red.
Uno de los aspectos destacables son las diferencias encontradas en función del sexo: Las chicas usan más Internet para las relaciones sociales (correo electrónico, redes sociales, etc.), mientras que los chicos le dan otro tipo de usos como el de acceso a juegos online. 


Ciberacoso y señales de alarma
Para la autora de la investigación, es preciso poner en alerta a la comunidad educativa y al entorno familiar sobre los comportamientos desarrollados en Internet por niños y niñas que cuentan tan sólo con 11 años.

En ese contexto, le llama la atención que “en la mayor parte de los casos la conexión a Internet se hace en casa y en solitario, sin ningún tipo de control parental”, aspecto que, junto a los resultados obtenidos en el estudio, indica la “necesidad de establecer programas de prevención para el uso seguro y responsable de Internet”.
En concreto, aproximadamente uno de cada 10 alumnos participantes en el estudio se relaciona a través de la Red con amigos virtuales que no conoce. “Este comportamiento destaca especialmente en los varones, que presentan un porcentaje significativamente superior al de las chicas en cuanto a contactos con desconocidos. Además, en el 5,6 % de los casos han llegado incluso a quedar físicamente con desconocidos”.

Otras conductas detectadas se relacionan directamente con el ciberacoso. En opinión de la investigadora, los datos encontrados son alarmantes sobre todo teniendo en cuenta la edad estudiada. Así, más de un 12 % de los estudiantes de 6º de Primaria ha utilizado la red para insultar a otros compañeros, más de un 13 % ha sido víctima directa de los insultos de otros, y más de un 9 % ha recibido amenazas por correo electrónico. 

 
Cambios significativos
A la vista de los hábitos y del uso que los alumnos hacían de Internet, se desarrolló el programa sobre uso seguro y responsable en las TIC (Tecnologías de la Información y Comunicación).

A lo largo de tres sesiones, los participantes recibieron formación sobre distintos aspectos: uso de Internet, los conceptos de acoso y ciberacoso, configuración de la identidad personal a través de las TIC, etc.

Para poder comparar la eficacia del programa, se hicieron dos grupos: el grupo de control y el experimental.

En cuanto a la eficacia del programa, Itziar Irazabal considera que se han visto cambios significativos en variables importantes.
Por ejemplo, a nivel conceptual, los participantes del grupo experimental aprendieron a definir la identidad digital, la privacidad, conceptos tan importantes como el acoso y ciberacoso, entre otros.
También aprendieron a configurar su privacidad en las redes sociales, a rechazar o bloquear un mensaje ofensivo, etc. y supieron cómo proceder si alguna vez se sienten acosados en la red.

“En definitiva —resume la investigadora—, los alumnos han mostrado mayor conciencia de los riesgos existentes en Internet, mayor preocupación ante casos de acoso (hacia ellos mismos o hacia otros), mayor picardía en temas relacionados con la privacidad, y mayor conciencia con el tema de la reputación”.


Adolescentes
Otro estudio, en este caso realizado por la Universidad de Málaga y la Pontificia Universidad Javeriana de Colombia, se ha centrado en el uso de Facebook por jóvenes españoles y colombianos inmediatamente mayores a los del estudio de la UPNA: entre 12 y 15 años.

La principal conclusión es que los adolescentes suelen dar por sentado que conocen los peligros que acarrea el mal uso de Internet y de las redes sociales, pero en la práctica se demuestra lo contrario.
 
Examen de perfiles en Facebook
La publicación de fotografías y datos reales, aceptar como amigos a desconocidos, y la creación de nuevos códigos para comunicarse, son varias de las pautas detectadas tras examinar 200 perfiles sociales y realizar 40 entrevistas a jóvenes con una cuenta en Facebook.

En el caso de la escritura “no se tienen en cuenta la gramática ni la ortografía, sino que se obedece a otras condiciones, como la velocidad de escritura y la estética, donde cobra especial protagonismo el uso del “texto-imagen”, señalan los autores del artículo, publicado en la revista Comunicar.

El adolescente pone el acento en el nombre y en la imagen de perfil.
De la presentación que ellos hagan de sí mismos en la red social depende algo crucial en esta etapa de la vida: su socialización, tanto real como virtual”, sostiene el grupo responsable de esta investigación, integrado por Ana Almansa y Antonio Castillo, del departamento de Comunicación Audiovisual y Publicidad de la Universidad de Málaga, y Óscar Fonseca, doctor de la Facultad de Comunicación y Lenguaje de la Pontificia Universidad Javeriana de Bogotá (Colombia).

El nombre que utilizan para su perfil presenta sus particularidades según la nacionalidad.
En España, los jóvenes conocen bien la teoría sobre privacidad y el peligro que encierra el revelar datos reales en las redes sociales, pero no se lleva a la práctica.
En los adolescentes españoles la tendencia es a hacer uso del nombre real en el 95 % de los casos, mientras que en la muestra sudamericana el porcentaje desciende hasta el 55 %.

Respecto a la publicación de imágenes y fotografías de nuevo se encuentran diferencias a uno y a otro lado del Atlántico: la media se sitúa en 168 imágenes en el caso español y en algo más de 114 en el colombiano. En España a su vez la media de fotografías compartidas revela valores altos, en torno a las 120 por usuario, y las más comentadas son aquellas en las que aparecen amigas y amigos (36 %), y los fotomontajes (10 %). 


Amigos y grupos
En España, el número moderado de usuarios que aceptan como amigos “es indicativo de que los adolescentes aún continúan moviéndose en sus círculos más próximos”, según recogen los investigadores en su artículo. De hecho, la media de amigos en España apenas sobrepasa los 200, mientras que en Colombia se sitúa cerca de los 350.

Los jóvenes colombianos “agregan como amigos a personas que no conocen siguiendo dos criterios: en sus fotografías deben aparecer ‘lindas o guapos’ y deben tener amigos en común. Sin embargo, el primer criterio puede ser suficiente”, explica Fonseca en la nota de prensa, recogida por SINC.

En ambas muestras se observan reparos a la hora de dar a conocer datos privados, como el teléfono móvil, la dirección postal, la filiación política o la religión que profesan. Los expertos señalan que “para ellos, tener una falsa identidad no les supone ningún problema, ya que los amigos los reconocen enseguida”.

Por ello, sólo una minoría localizada en la muestra española (2 %) publica su número de teléfono, al contrario de lo que ocurre con la dirección de correo electrónico que figura en el perfil, auténtica en el 80 % de las cuentas analizadas de jóvenes españoles.

Los datos de pertenencia a grupos de interés en cada país arrojan notables diferencias, ya que en la muestra española el 80 % de los usuarios no está inscrito en ninguno, pero sí hacen un mayor uso de aplicaciones y juegos dentro de la misma red social.

En Colombia, para los adolescentes pertenecer a un grupo de Facebook no sólo es una forma de sentirse parte de algo, “es tener una imagen común que cobija y protege, permitiéndoles actuar como un ‘yo’ colectivo”.

“Tanto en un país como en otro se pone de manifiesto el uso de Facebook como un medio más de relacionarse, tan importante o más que otros. Los jóvenes tienen necesidad de estar en la red y de mostrarse en ella de la forma más original posible, lo que les lleva a caer a menudo en un lenguaje propio, ajeno a las normas ortográficas y gramaticales”, concluye la publicación.

Referencias bibliográficas:
Itziar Irazabal Zuazua: Evaluación de la eficacia de un programa de prevención de conductas de riesgo en Internet: un estudio con preadolescentes navarros de 6º de Educación Primaria. Tesis doctoral por la Universidad Pública de Navarra.

A. Almansa, O. Fonseca y A. Castrillo. Redes sociales y jóvenes. Uso de Facebook en la juventud colombiana y española;. Comunicar nº 40, v. XX, 2013. Disponible online: http://dx.doi.org/10.3916/C40-2013-03-03.

(750) LA "REVOLUCIÓN FORD" CUMPLE UN SIGLO DE VIDA

www.infobae.com

Hace 100 años Henry Ford lanzó la moderna línea de montaje para su fábrica de Highland Park, en las afueras de Detroit. Nada volvió a ser igual en la industria
 
 Al reducir drásticamente el costo de producción con partes estandarizadas y un montaje más eficiente, Ford logró llevar el lujo, la comodidad y la libertad del automóvil a las masas.
Otras industrias pronto adoptaron esta innovación y en la actualidad, todo, desde cereales hasta ataúdes, se hace en líneas de montaje.

"Tuvo un gran, gran impacto", dijo Stephen Burnett, profesor de la Escuela de Administración Kellogg de la Universidad Northwestern.
La estandarización disminuyó los costos, aumentó la calidad y generó productos más fiables. Pero sobre todo, la línea de montaje en la histórica planta, conocida como el Palacio de Cristal, redujo el tiempo necesario para montar un modelo Ford Modelo T, de 12 horas y media a sólo 93 minutos.
"Cada vez que se aumenta la productividad del trabajo, cosas tremendamente valiosas pueden pasar en la economía", señaló Burnett.

Mayor productividad significa más ganancia, que llegaba a los trabajadores a través de salarios más altos. Los obreros tenían así más dinero para comprar productos, creando lo que los economistas llaman un ciclo virtuoso de crecimiento.

La línea de montaje también cambió la forma de trabajar y de vivir, acelerando la transición de las zonas rurales a las ciudades, y aumentando el número de personas que realizaban trabajos repetitivos y poco calificados.


De 100 a mil Ford “T” en un día
Aunque el trabajo organizado por partes existía desde hacía algún tiempo y la línea de ensamblaje en movimiento ya había transformado la industria empacadora de carne en Chicago y Cincinnati (norte de EEUU), fue Ford quien la adaptó para producciones complejas.

"Henry Ford dijo que si podía ahorrarle a cada uno de sus trabajadores 50 pasos diarios, podría ahorrar miles al final del año", rememoró Bob Kreipke, historiador corporativo de Ford.
Al estandarizar los vehículos, Ford ya había reducido los costos, pero estos todavía eran demasiado altos y el volumen de producción demasiado bajo para la "gran multitud" a la que pretendía llegar.

Todo eso cambió con la línea de montaje que puso en marcha en Highland Park, cambios que fueron satirizados por Charles Chaplin en su film “Tiempos modernos”.
Trenes cargados con piezas llegaban hasta el Palacio de Cristal, donde grúas las ingresaban por la gran claraboya. Y cintas transportadoras llevaban las piezas hasta los trabajadores, mientras los coches eran sacados de un piso a otro.
"Cuando estaba operativa era como una colmena en movimiento", dijo Kreipke mientras recorría la histórica planta de Ford, actualmente destinada a almacenamiento.
"Cuando empezó a funcionar, se hacían unos 100 coches al día y llegó a los mil, casi lo mismo que una fábrica moderna".

En 1914, 13 mil trabajadores de Ford fabricaron alrededor de 300 mil vehículos, más que lo que sus casi 300 competidores lograron hacer con 66.350 empleados.
 
Precios más bajos, menos días de trabajo
Con la especialización de la línea de montaje, Ford ya no tenía que contratar artesanos: podía emplear trabajadores poco calificados. Pero el trabajo monótono provocó una alta rotación de empleados, con lo cual Ford debió duplicar el salario mínimo con el fin de mantener su línea operativa.
A los cinco dólares diarios le siguió una semana laboral de cinco días, con lo cual los trabajadores de Ford tenían dinero para comprar coches y tiempo de ocio para usarlos.

A pesar de los mayores costos laborales, la eficiencia del sistema le permitió a Ford bajar el precio de su Modelo T de los 850 dólares iniciales a 260.
Por su parte, las innovaciones tecnológicas, como la automatización y la entrega a tiempo, se tradujeron en una mayor eficacia.
 
Las nuevas tecnologías, 100 años después
Sólo 500 personas trabajan en la actualidad directamente en la línea de montaje de la planta de Ford en Michigan, que fabrica los sedán Focus 605 y C-Max en cada uno de los dos turnos de 10 horas. Unas 48 mil personas trabajaban en el Palacio de Cristal en su apogeo.

En la actual planta se construyen cinco modelos: tres Focus (uno de alto rendimiento, uno estándar y un híbrido) y dos C-Max (uno híbrido y un híbrido versión plug-in), de diferentes colores y características, incluyendo una opción hatchback.
Un complejo sistema informático hace un seguimiento de cada vehículo a lo largo de la línea. Los autos se levantan para evitar que los trabajadores tengan que cargar las partes más pesadas, y hay robots para hacer el trabajo más preciso, como soldar la carrocería.

"Si Henry Ford viajara en una máquina del tiempo, estaría muy orgulloso de la fuerza de trabajo aquí y de lo que hemos hecho con su proceso de fabricación", aseguró David Torosian, gerente de la planta.

"CUENTOS DE GOTIASAN" - Volumen 16

Alfredo Milano - Iris Herrera de Milano


 

Estamos distribuyendo en varios tomos los "Cuentos de Gotiasan", sin seguir un criterio específico para ello.
Son los relatos de nuestra autoría que, desde Febrero del año 2009, hemos venido publicando en Scribd. El propósito es poner los distintos Tomos de relatos escritos a disposición gratuita del público que quiera descargarlos desde este site.
Tenemos el gusto de entregarles aquí: el Volumen 16, que incluye 7 cuentos y una Oda.
 ¡Que lo disfruten! 

(749) ALA, TE VES MUY BIEN

www.semana.com

Lewis Wolpert, un reconocido biólogo inglés, relata en su último libro los más recientes y sorprendentes hallazgos científicos del proceso de envejecimiento.

Para Lewis Wolpert hay cuatro etapas en la vida de un ser humano: la infancia, la adultez activa, la madurez y, finalmente, la que el llama "te ves muy bien", en alusión a esa frase que las personas como él, de más de 60 años, intercambian entre sí cuando se encuentran después de mucho tiempo.
La vejez, como a la mayoría de mortales, le tomó a él por sorpresa y hoy se pregunta cómo pudo un joven de 18 convertirse en un viejo de 81, su edad actual.
"Este tema nunca hizo parte de mi agenda cuando joven. Y por eso cuando llegué a esta edad todo me pareció una revelación", dice.

Motivado por su experiencia y conocimiento sobre biología celular, Wolpert recopiló en un libro todas las evidencias que lo asombraron en su propia búsqueda de lo que significa envejecer y las compiló en el libro “You're looking very well”, que ha sido un éxito en Gran Bretaña.

Y una de las primeras sorpresas para él es que no hay ninguna evidencia de que la vejez mate, porque no es una enfermedad.
Muchos médicos todavía dicen que la gente muere de vieja, pero según Wolpert esto no es cierto y siempre hay una explicación para el fallecimiento de alguien, así sea un nonagenario.
Lo que sí viene con los años es una incapacidad del organismo para luchar contra cualquier enfermedad, especialmente aquellas que aparecen por la senectud.
El autor explica que durante toda la vida se van acumulando daños moleculares en las células, y esto ocurre porque el mecanismo de reparación de estas averías se debilita con el tiempo.
"Envejecemos por el uso y el desgaste, en una manera no muy distinta a la de cualquier otra máquina".


Nunca antes la humanidad había logrado vivir tanto.
En Inglaterra, dice Wolpert, hay más gente mayor de 65 años que niños menores de 16 años y esta situación será común en la mayoría de países en un par de décadas.
El perfil de los viejos ha variado tanto que Wolpert se atreve a sugerir que se establezca el término 'cuarta edad', para referirse a aquellos individuos mayores de 80, que sí podrían estar afectados por la vejez.
"En la etapa que hoy se conoce como tercera edad, los pensionados todavía gozan de muy buena salud y están muy activos socialmente", dice.

Pasar de una esperanza de vida de 25 años a 80 en dos siglos ha sido posible más a los avances en medicina y salubridad, que a revolucionarios descubrimientos en el proceso intrínseco de envejecer. No obstante, estudios en animales han demostrado que manipular la genética para prolongar la vida podría ser una realidad.
Gracias a estos trabajos, los científicos han podido incrementar cinco veces el periodo de vida de la mosca de la fruta o del gusano C. elegans. Al extrapolar esos resultados a los humanos resulta que la especie podría vivir 400 años, máximo 600.
Sin embargo, hoy todavía no se vislumbra en el horizonte un método para alargar la juventud. Se sabe de personas con una versión de ciertos genes, como uno llamado Peter Pan, que viven más que aquellos que no la tienen. Pero manipular todas las piezas del rompecabezas de este proceso está aún a años luz. La meta es, entonces, llegar a viejos sin achaques.

Hay que admitir que lograrlo no es nada fácil. 
  • Los más longevos son ricos, educados e inteligentes, pues un coeficiente intelectual alto es garantía de que la persona va a cuidar más de su salud y se involucrará menos en comportamientos riesgosos.
  • Ser optimista también es clave. En un estudio científico, aquellas mujeres que se mostraron positivas frente a su futuro tuvieron 14 % menos posibilidad de morir de cualquier causa que las mujeres más negativas.
  • También está comprobado que hacer ejercicio y no tener sobrepeso prolonga la existencia. La dieta ideal para reducir el riesgo de demencia incluye frutas, vegetales, cereal y mucho pescado.
  • El alcohol contribuye a llegar a la tercera edad en buen estado, pero solo si es en dosis bajas.
  • Profesar una fe ayuda a encontrarle sentido a la vida y a manejar el estrés de esta etapa, lo cual es positivo para la salud.
  • Aprender a esta edad mejora el bienestar mental y físico, por lo cual Wolpert sugiere abrirles espacios a los viejos en las universidades.
  • Como estar activo mentalmente es tan importante, Wolpert también sugiere aplazar el momento del retiro profesional, o, en algunas profesiones, incluso abolirlo. "Trabajar no solo ayuda a su bienestar, sino a sus finanzas: diez años más de trabajo dobla el valor de una típica pensión privada", dice el experto.

Curiosamente, suplementos y productos antienvejecimiento, incluido el mundialmente conocido gingko biloba, son totalmente ineficaces, según la investigación de Wolpert.

El libro también ha dado al traste con muchos mitos sobre la vejez.
Es cierto que las capacidades mentales disminuyen porque los viejos olvidan más y son más lentos. Pero el conocimiento adquirido permanece intacto, por lo cual una de las grandes ventajas de envejecer es la sabiduría y experiencia acumulada. "Los viejos son mejores para comprender preguntas y detectar cosas absurdas, así como para atender tareas complejas", dice.

Otra buena noticia es que con los años no disminuye la actividad sexual. Un estudio citado por Wolpert muestra que 90 % de los hombres y mujeres casados, entre 60 y 64 años, en Estados Unidos, son activos sexualmente.
La ciencia también ha mostrado que la mujer vieja no tiene limitaciones físicas para alcanzar un orgasmo y que los hombres gozan siete años más de vida sexual que ellas. Esto se debe a que las mujeres se casan con hombres mayores y ellos mueren primero. El fallecimiento de sus cónyuges implica para muchas el final de su vida sexual.
En general, se ha comprobado que la frecuencia de los encuentros sexuales declina muy poco entre los 50 y los 70 años y muchos continúan gozando de los placeres del sexo incluso hasta los 80.

Otra sorpresa para Wolpert es que la felicidad, que para muchos parecía ser esquiva en la vejez, tiene su pico máximo a los 74 años. Los miembros de la tercera edad tienen menos eventos estresantes en el trabajo y menos conflictos con sus parejas y, lo mejor de todo, no sienten necesidad de agradarles a los demás, todo lo cual quita un gran peso de encima.
Si se compara con los jóvenes, que tienen metas muy amplias, los viejos han logrado estrechar sus objetivos y éstos son casi siempre mucho más significativos.

La creencia de que los viejos son depresivos no resulta ser cierta, como tampoco lo es la asociación juventud-felicidad.
Tampoco son más depresivos que los jóvenes. De hecho, esta enfermedad se presenta con mayor frecuencia alrededor de los 45 años.

Según Wolpert, los estudios muestran reiteradamente que los jóvenes no son mejores que los viejos en el trabajo y no hay diferencias significativas en sus habilidades.
La percepción de la vejez determina en alto grado la expectativa de vida de un individuo y la manera como los miembros de una sociedad cuidan a sus adultos mayores.
Quienes temprano en la vida ven la vejez como una pesadilla tienen, cuando viejos, más riesgo de infarto y otros problemas cardiacos. Por el contrario, quienes la ven con buenos ojos viven en promedio siete años más.
Y aquellos que se sienten y se ven más jóvenes de lo que indica su cédula tienen mejor salud que los que se perciben más viejos.

Los jóvenes calculan que la vejez empieza a los 68 años, mientras que los más viejos piensan que es a los 75. Pero curiosamente, un estudio mostró que sólo 35 % de quienes tienen 75 años se sienten viejos.
De hecho, los médicos utilizan la percepción de la edad y cómo luce la persona como un indicador de su salud. Cuando se ven jóvenes y saludables para la edad es una señal clara de que van a vivir más allá de los 70 años.
Por eso, dice Wolpert, si un viejo conocido en la calle le dice "cómo te ves de bien", créale, disfrute el piropo y dése por bien servido.

(748) NUESTRO DETERIORO COMIENZA A LOS 45 AÑOS

BBC Salud
 
Se pensaba -o al menos así lo habían mostrado los estudios científicos- que el deterioro de nuestras capacidades cerebrales comenzaba a los 60 años.
Pero una nueva investigación encontró que estas funciones, que incluyen el razonamiento, la memoria y la comprensión, comienzan a deteriorarse desde los 45 años.
  • La investigación, publicada en British Medical Journal (BMJ) (Revista Médica Británica), siguió durante 10 años a 7 mil empleados públicos, hombres y mujeres de entre 45 y 70 años.
  • El estudio, llevado a cabo en la Universidad de Londres (UCL), analizó capacidades de memoria, vocabulario y comprensión.
  • Los científicos encontraron un deterioro de 3,6 % en el razonamiento mental tanto en hombres como mujeres de entre 45 y 49 años.
  • Esto demuestra, afirman los expertos, que nuestro deterioro cerebral comienza mucho antes de lo que se pensaba.

Y el hallazgo podría conducir a nuevas herramientas para diagnosticar la demencia más temprano. Lo cual es importante porque los tratamientos para esta enfermedad son más efectivos cuando los pacientes comienzan a experimentar las discapacidades mentales.

La profesora Archana Singh-Manoux, del Centro para la Investigación de Epidemiología y Salud de la Población de Francia, quien dirigió el estudio en la UCL, analizó las funciones cognitivas de 5.198 hombres y 2.192 mujeres que trabajaron como empleados públicos británicos de 1997 a 2007.
Los participantes fueron sometidos a pruebas de memoria, vocabulario y comprensión auditiva y visual.
En el estudio se tomaron en cuenta factores como el nivel educativo de los participantes.

Crisis de la mediana edad
Los resultados de las pruebas mostraron que las puntuaciones de las capacidades cognitivas se deterioraban en todas las categorías, excepto la de vocabulario, y que el deterioro era más veloz entre las personas más mayores.
El estudio encontró una disminución de 9,6 % en el razonamiento mental de los hombres de entre 65 y 70 años, un de 7,4 % entre las mujeres de esa misma edad.
Para hombres y mujeres de entre 45 y 49 años, el deterioro fue de 3.6 %.

Según la profesora Singh-Manoux, la evidencia del estudio demuestra que en la demencia interviene un deterioro cognitivo que dura entre dos o tres décadas.

"Ahora necesitamos investigar quién experimenta un deterioro cognitivo mayor que el promedio y cómo evitarlo" dice la investigadora.
"Definitivamente es posible lograr cierto nivel de prevención".

"Las tasas de demencia seguirán aumentando drásticamente y las conductas de salud como el tabaquismo y la actividad física están vinculados a los niveles de función cognitiva".

"Es importante identificar más temprano los factores de riesgo".
"Si la enfermedad ya ha comenzado en un individuo de 50 años pero sólo analizamos el riesgo del trastorno a los 60 años, ¿cómo podemos comenzar a separar la causa y el efecto?" plantea la investigadora.

La doctora Anne Corbett, de la organización Alzheimer's Society, afirma que el estudio ofrece nueva información importante sobre el deterioro cognitivo, pero todavía quedan varias preguntas que resolver.
"El estudio no nos dice si alguna de estas personas posteriormente desarrolló demencia, o qué tan factible hubiera sido que un médico general detectara esos cambios tempranos" dice la experta.
"Ahora necesitamos más estudios que nos ayuden a entender más ampliamente cómo medir los cambios en el cerebro para poder mejorar el diagnóstico de la demencia", agrega.

Otros expertos afirman que, mientras se obtiene esa evidencia, podemos comenzar ahora a hacer cambios en nuestro estilo de vida que ayuden a prevenir este deterioro.

Tal como señala el doctor Simon Ridley, de la organización Alzheimer Research Uk, "aunque todavía no contamos con una forma segura de prevenir la demencia, sabemos que los simples cambios en el estilo de vida, como comer una dieta sana, no fumar y mantener un control de la presión arterial y el colesterol, pueden reducir el riesgo de la enfermedad".

(747) AISLAN LA TOXINA MÁS MORTAL DEL MUNDO

www.urgente24.com

Tan letal es la octava variedad de la toxina botulínica, proveniente de la bacteria Clostridium botulinum, que científicos del Departamento de Salud Pública de California decidieron aislarlo y ocultar su secuencia genética.
 

 CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24) -
Científicos del Departamento de Salud Pública de California han hallado una variante de la toxina botulínica tan letal que se ha decidido ocultar su secuencia genética.

Es la primera vez que se toma tal decisión, pero por citar un solo dato, su potencia es tal que 2 mil millonésimas partes de un gramo (es decir, un nanogramo) en sangre bastan para matar a un adulto, informa el portal de salud npr.org. 

Stephen Arnón y sus colegas del Departamento de Salud Pública de California anunciaron que un octavo tipo de la toxina (H) ha sido hallado en las heces de un niño que mostraba síntomas típicos de botulismo. 

Se trata de la octava variedad de la toxina botulínica, proveniente de la bacteria Clostridium botulinum, y agente responsable de la intoxicación conocida como botulismo. 

Por esta razón se decidió aplazar la publicación de detalles de su descubrimiento.
En otras palabras, mantener en secreto su cadena de ADN, hasta que se encuentre un antídoto.

De momento, los investigadores publicaron la descripción de su estudio en 'The Journal of Infectious Diseases', pero la información es deliberadamente incompleta para prevenir que alguien use la formulación para fabricar un arma biológica que sea usada en ataques terroristas. 

Durante muchos años la biología ha tenido una tradición de apertura, para que varios grupos de trabajo puedan confirmar los resultados de las investigaciones.
Sin embargo, tras el ataque bacteriológico perpetrado en los años 90 del siglo XX por la secta Aum Shinrikyo en el metro de Tokio, persiste el temor de que alguien intente utilizar la toxina botulínica como arma.

(746) EE.UU.: HISPANOS PIERDEN EL IDIOMA EN LA 3A. GENERACIÓN


www.elcastellano.org
Julio Antonio Molinet, El Diario de El Paso


No es ningún secreto que cada vez más personas hablan español en los Estados Unidos, pero lo que probablemente muchos desconocen es que, en un futuro no muy lejano, la mayoría de los hablantes de la lengua castellana no serán los hispanos.

En un estudio previo, el Centro de Investigaciones Pew, encontró que
los hispanos de tercera generación son más propensos a hablar inglés (y que esa lengua se vuelve la dominante en ellos) que sus abuelos o padres inmigrantes, asentados en los Estados Unidos.

Ellos, los terceros de las familias, dijeron que como regla general ven la televisión, escuchan música y hasta piensan en idioma inglés.

“Nosotros hablamos más inglés en casa, porque los hijos hablan sólo inglés, además, no queremos que sufran las dificultades que sufrieron nuestros padres, que nunca aprendieron el idioma”, dijo Gabriela González, residente del área central.
Y sumó: “Si vas al cine las películas son en inglés, si vas al doctor te hablan inglés, las reuniones de Gobierno las dan en inglés y la tele la miras en inglés. El español sólo hace falta cuando vamos a Toluca en el verano a visitar a la familia”. 


Según los expertos, en el caso de los no latinos, de tercera generación, éstos seguirán el patrón de sus inmigrantes anteriores, de Europa y Asia, que dejan de usar su lengua materna.
Estas personas tienen la tendencia de ayudar a sus hijos a crecer bilingües porque quieren transmitir lo que han aprendido en la escuela, aprovechar las oportunidades de negocios o, incluso, porque tienen un cónyuge de habla española.


Dentro de ellos, se encuentra el comerciante David Fong, quien se casó con doña Consuelo, de origen mexicano y juntos atienden un negocio familiar ubicado en el Gateway West, en el Este de la ciudad de El Paso.
“No, yo no hablo chino, ni mandarín, ni cantonés que son dialectos oficiales en Japón, la tierra de mis padres y mis abuelos. Ellos vinieron de la ciudad de Hong Kong”, dijo en entrevista con El Diario de El Paso.

Y sumó:
“Somos cuatro hermanos, algunos de ellos si lo hablan porque nacieron allá, pero yo no, yo nací aquí en los EUA, mi español es perfecto y también, mi inglés, Pero aquí saber español es gran ventaja porque la mayoría aquí es mexicana en El Paso”.

Según el señor Fong ambos idiomas los aprendió en la escuela y en el día a día, debido a la necesidad de relacionarse socialmente y atender los clientes, sobre todo a los hispanohablantes que van a su negocio; además, su compañera de años, con quien se casó tiene dos hijas y habla español.
“Tengo 10 sobrinos, que hablan inglés y español, pero quiero que mis dos hijas, sean trilingües, algo que yo no pude, porque el mundo está cambiando, mientras ellas más sepan, mejor les irá en la vida. Aquí el español es fundamental. Además, quiero que cuando visiten China no pasen trabajo, como yo”, argumentó el comerciante.

Y reiteró:
“Ya ve que el comercio mundial está cambiando y China se abre paso, como potencia comercial, saber inglés es bueno, saber español mucho mejor… ahora falta que aprendan el idioma de mis padres y listo, con tres idiomas las oportunidades no van a faltar”.

Según Marcos H. López, director de Investigación hispana del Pew, por un lado,
se prevé que el número de hablantes de español crezca alrededor de 40 millones en 2020, de 37 millones que existían en 2011. “Esto refleja el crecimiento de la población hispana y un gran número de los no hispanos que también hablan español”, dijo.

Y reveló: “Pero, a pesar de que se prevé que el número de hablantes de español va a crecer, entre los hispanos, el porcentaje que habla español se pronostica descienda alrededor del 75 % actual al 66% en 2020”.

En otras palabras,
según el experto, los hispanos de tercera generación no son propensos a hablar español en casa. Ellos están creciendo en un mundo donde el hablar español no es vital.

“No es sólo la actitud de los padres la que afectará en quién habla español, sino también las escuelas”, argumentó profesor adjunto de lingüística, de la Universidad International de la Florida Phillip M Carter.

Dijo que las escuelas de todo el país están preparadas para llevar a los niños inmigrantes e hijos de inmigrantes a “la corriente principal”, que significa convertirlos en los angloparlantes monolingües. La actitud de la mayoría de las escuelas es que los niños aprendan en su lengua materna en casa y cultivar la identidad que tienen sus raíces en el habla Inglesa.

El senador José Rodríguez dijo el pasado fin de semana “que los directivos de la educación pública en el Condado de El Paso deben enfocarse en poner en marcha la educación bilingüe”. Y, reconoció que se ha ido avanzando en algunos planteles, pero que falta mucho por hacer.
Y solicitó: “Revisar la política educativa para que se de enseñanza bilingüe, en español e inglés, para que siga ganado fuerza, por la ventajas que esta crea para el futuro de los niños”. (Con información de Sergio Arellano)

(745) 17 COSAS QUE LOS RICOS HACEN TODOS LOS DÍAS

www.bancaynegocios.com
Ser rico no tiene nada que ver con la suerte, 
es acerca de todos los hábitos diarios.


Descubra qué esta haciendo bien y qué le falta por hacer en su rutina diaria, para ayudar a acumular una gran fortuna.

Un estudio del planificador financiero, Tom Corley, llamado “Hábitos ricos: Los hábitos de éxito diarios de los individuos ricos”, revela las 17 cosas que los millonarios hacen para llegar al éxito.

La investigación realizada tomó cinco años, pues tuvo como base a 350 “ricos”, que de acuerdo con Corley, son las personas que ganan como mínimo US$160.000 al año y reúnen activos de al menos US$3.2 millones.

El sitio finanzaspersonales.com.co señala las 17 cosas que, según Corley, los ricos hacen todos los días:
  1. El 70% de los ricos comen menos de 300 calorías, mientras que el 97% de los que no lo son consumen más de 300 calorías en alimentos “chatarra” al día.
  2. El 80% de los ricos se centran en lograr un único objetivo. Sólo el 12% de los pobres puede hacerlo.
  3. El 76% de los ricos hace ejercicios u aeróbicos 4 días a la semana.
  4. El 63% de los ricos escucha audio libros durante su viaje al trabajo frente al pequeño 5% de las personas pobres.
  5. El 81% de los ricos mantienen una lista de cosas por hacer, frente al 19% de los pobres.
  6. El 63% de padres ricos incentivan a sus niños a leer dos o más libros en un mes frente al 3% que también lo hacen de los padres ‘pobres’.
  7. El 70% de padres ricos enlistan a sus hijos como voluntarios 10 horas o más al mes.
  8. El 67% de los ricos escriben sus metas.
  9. El 88% de los ricos lee 30 minutos o más cada día,  por educación o por motivos profesionales.
  10. El 6% de los ricos expresa lo que está en su mente en comparación con el 69% de los pobres.
  11. El 79% de los millonarios utiliza la red alrededor de 5 horas o más al mes frente al 16% de pobres.
  12. El 67% de los ricos ve una hora de televisión o menos todos los días frente al 23% de los pobres.
  13. El 6% de los millonarios ve realitys, frente al 78% de los pobres.
  14. El 44% de los ricos llega puntual y temprano a todo versus el 3% de los pobres.
  15. El 74% de los ricos enseñan buenos hábitos de éxito a sus hijos frente al 1% de los pobres.
  16. El 84% de los ricos creen que buenos hábitos crean suerte y oportunidad frente al 4% de los pobres.
  17. El 76% de los ricos creen que los malos hábitos crean suerte perjudicial frente al 9% de los pobres.
Así que ya sabe, si lo que quiere es reunir una gran fortuna, empiece por moverse, estar saludable, tener cierto grado de educación y ser cuidadoso al decir lo que piensa.