Curiosidades tecnológicas, cuentos cortos para adultos, libros de cuentos . Escríbenos a:
cuentistasdegotiasan@gmail.com

(547- B) ! CÓMO DOS DIBUJOS ADQUIRIERON VIDA !

(547- B) ! CÓMO DOS DIBUJOS ADQUIRIERON VIDA !

Iris Herrera de Milano

Hoy quiero contarles acerca de una experiencia muy agradable que tuve al comienzo del 2012, cuando mi esposo Alfredo y yo estábamos buscando a alguien que pudiera hacernos dos muñecos de trapo tomando como modelos los dibujos que él había hecho.


Sobre nosotros
Alfredo y yo ya estamos retirados. Vivíamos en Toronto y decidimos mudarnos temporalmente a otra ciudad con un clima más benigno ...y así fue como aterrizamos en Santiago, República Dominicana.
Dedicamos nuestro tiempo a escribir historias cortas, cuentos, por pura diversión.
Durante los 3 últimos años (casi 4), hemos mantenido este blog en el cual publicamos -entre otras cosas- la versión oral de nuestros cuentos.

Hace algún tiermpo, Alfredo dibujó esos dos personajes imaginarios que "viven" en una ciudad imaginaria llamada Gotiasan. Sus nombres: Siri y Dofreal.
Siri, Dofreal y Gotiasan son palabras creadas transponiendo las silabas de los nombes: Iris, Alfredo y Santiago.
Desde que Alfredo hizo los dibujos queríamos verlos convertidos en verdaderos muñecos de trapo.


Los muñecos
Navegué por Internet y finalmente conseguí la información acerca de una persona en Canadá (!qué coincidencia!) que hacía peluches. Después de intercambiar algunos mensajes por correo electrónico y de insistir un poco porque esta persona prefería hacer peluches basados en dibujos de niños, ella -Wendy Tsao- aceptó fabricar nuestros peluches.

Cuando estuvieron casi listos, Wendy nos envió por email las fotografías de los muñecos...
!Asombroso! No podíamos creer que los peluches fueran tan similares a los dibujos de Alfredo...

Ella es una verdadera artista y estábamos -y estamos- muy agradecidos de que nos haya elaborado esos peluches tan hermosos y delicados.

Nuestra hija también estaba gratamente sorprendida por la precisión con que Wendy reprodujo un tercer peluche que le solicitamos.
Este último le dió vida a un dibujo de algo así como una "vaca-caballo" que nuestra hija había hecho cuando tenía unos 3 años de edad... Aún más, nuestra hija no sabía que nosotros habíamos estado guardando su dibujo como un pequeño tesoro por todos estos años..

Wendy incluyó la siguiente entrada en Abril en su prpio blog:




0 comentarios: